The Apple Doesn´t Fall Far From The Tree Malbec

Sin stock

$950

Matías Riccitelli es un destacado jóven enólogo que sigue la tradición de su padre en gran Jorge Riccitelli.

Su bodega generó muchos de los más resonantes éxitos de los últimos años como el HEY Malbec! y esta línea en la cual hace alución a la tradición enológica en el nombre del vino.

Uvas provenientes de dos zonas muy diferentes entre sí, nuestra finca de Perdriel a las orillas del Rio Mendoza, con suelos de piedra, arcilla y lunares de caliche que combina con la altura, suelos arenosos y calcáreos de Gualtallary a 1500 mts. Dos mundos que al juntarlos logran buena sucrosidad y frescura a la vez. Los racimos son despalillados llegando de forma natural por gravedad a pequeñas piletas de concreto, fermentan sin adición de ningún elemento ajeno y a temperaturas entre 26ºC a 28ºC durante varias semanas. La crianza continúa en barricas usadas de roble francés hasta la siguiente vendimia.

De su sitio web:

Matías Riccitelli, nació en Cafayate – Salta, un pequeño pueblo en el norte argentino  donde se respira vino. Viajero y soñador incansable, ya en Mendoza se desarrolló como enólogo de una de las bodegas más prestigiosas de la Argentina. Luego de incontables vendimias hechas por el mundo donde fue juntando pequeñas y grandes anécdotas decide mezclar todo lo aprendido a lo largo de su carrera y las enseñanzas trasmitidas por su mentor y padre Jorge Riccitelli, para crear en el año 2009 Riccitelli Wines.

La bodega está ubicada en Las Compuertas a 1100 msnm, la zona más alta del tradicional Luján de Cuyo, donde manejamos 20 hectáreas de viejos viñedos de pie franco. Además trabajamos con pequeños productores situados en los mejores terruños al pie de la Cordillera de Los Andes entre 1000 y 1700 msnm tales como Gualtallary, Chacayes, Altamira y La Carrera.

En 2015 comenzamos un nuevo proyecto, revalorizar viejos viñedos en la Patagonia Argentina, así creamos nuestra línea Old Vines, Semillón, Merlot y Malbec provenientes de viñas plantadas a finales de los años 60, situados a la orilla del Río Negro.

Nuestras cosechas se realizan en forma manual manteniendo la integridad de cada racimo y luego en bodega las uvas son enviadas por gravedad a pequeñas piletas de concreto. Buscamos en nuestros viñedos la máxima expresión de cada terruño manteniendo la mayor pureza y delicadeza tanto en vinificación como crianza, respetando así su singularidad para obtener vinos vibrantes. Esta enorme diversidad de suelos muy influenciados por la altura, muestra el gran potencial que tiene Argentina y eso es lo que buscamos expresar con nuestros vinos.

ENTREGA EN EL DíA!! Coordina con nosotros por WHATSAPP 01165656080